SySL

El coste de la no prevención es incalculable

sysl

 

UGT | viernes, 28 de abril de 2017

​Cada accidente laboral, cada enfermedad profesional, supone un fracaso, social y económico. Los trabajadores y trabajadoras pagan el precio más alto, pagan con su propia salud, incluso a veces con su vida, las Administraciones, Autonómica o Estatal, a través del coste de las prestaciones sanitarias y económicas y los empresarios con la pérdida de competitividad de sus empresas. Ha manifestado Ana García de la Torre durante el acto  organizado por la OIT para España en memoria de los 10 Bomberos de Madrid fallecidos en acto de servicio durante el incendio de los Almacenes Arias hace 30 años.
El coste de la no prevención es incalculable -ha resaltado- algo que no nos podemos permitir. La prevención ha de percibirse como lo que es, una inversión y no un coste.
La salud laboral está dentro del ADN de UGT, es un tema transversal que está presente en todas las actuaciones que realiza nuestro sindicato y se encuentra entre los objetivos prioritarios de este.
García de la Torre ha recordado que día a día la precariedad laboral atenta contra la salud de los trabajadores y trabajadoras, llegando en ocasiones a matar. Desde la aprobación de la reforma laboral, la siniestralidad en el trabajo no ha hecho más que incrementarse, rompiéndose así la tendencia decreciente que existía desde el año 2000. "insistimos en que la recuperación económica pasa, sin lugar a dudas, por mejorar la condiciones de trabajo y por mejorar la seguridad y salud de las personas trabajadoras".